Deshojar margaritas

Un escalofrío recorría mi espalda cada vez que él me decía:- ¡cállate!, una mezcla entre coraje y miedo, ante la imposibilidad de salir de ese círculo vicioso llamado hogar, aunque  pretendía engañarme, el maltrato  estaba ahí presente cada uno de los días de esos  16 años, me  mentía imaginando que eso era normal.

 No saber cómo controlar su ira, sentir vergüenza o miedo de contar lo que pasaba, he terminado con mención de excelencia la Maestría en Sexualidad y Género, hasta había empezado mi tesis sobre redes de mujeres y apoyo en casos de violencia doméstica, los maltratos son algo que aprendimos desde pequeñas cuando nuestros padres o hermanos mayores abusan de su poder e imponen su voluntad, no me quedaba más que bajar la cabeza y hacer lo que corresponde: callar y obedecer, al fin ellos siempre argumentan que es por nuestro bien, las heridas  van quedando incrustadas cual cochambre, guardadas ,acumuladas como trastos viejos en un rincón de nuestro inconsciente;  generalmente imaginamos que su manera de actuar se debe a los abusos que vivieron o presenciaron desde pequeños, su frialdad de vidrio y rugosidad de cactus nos invita a justificar sus comportamientos, tratando de ser cariñosas y obedecer sin chistar para evitar que se pongan furiosos y coléricos: él muchas veces me llegó a presumir que en la secundaria siempre que peleaba resultaba victorioso, la otra cara de la moneda lo exponía indefenso ante las golpizas que recibía su madre y las humillaciones de las que era víctima; el alcohol era otro invitado que completaba el cóctel fatal, en las reuniones de su familia siempre estaba presente provocando peleas, gritos y portazos, aunque por fortuna a él sólo le daba sueño si tomaba whisky o tequila que eran las bebidas que más toleraba, el brandy era otra historia… a mi no me gusta tomar, las cervezas me dan asco cuando de vez en cuando me ofrecían una la dejaba a medias pues sólo las aceptaba por compromiso.  El abuso psicológico estaba presente, desde el noviazgo en que no logre ver las banderas rojas, ahora que me dieron mención honorífica por tener un diez de calificación en cada una de las materias cursadas no me la creo y recuerdo su frase terrible: – ¡te sacas diez en la escuela pero cero en la vida!.  

El daño sigue  presente, sentir que no merezco nada, que exageran mis logros, ayer se cumplieron 8 años de que dejó la casa, esa tarde respire libre, como si hubieran liberado de una tonelada de peso a mi espalda, ahora la tesis será opcional, puedo titularme por promedio, aun así  sigo dando talleres, leyendo sobre el tema e investigando sobre indefensión aprendida, sobre el síndrome de la impostora, implementando test a mujeres, ganando información, quiero aprovechar mi cruda experiencia esperando que otras se eviten la pena de deshojar margaritas

Bienvenidos comentarios

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

words and music and stories

Let's recollect our emotions in tranquillity

Anna Forés Miravalles

Per seguir somiant

Fundamentos del Arte II

Bachillerato de Artes. Blog de Ana Cob.

Redalmados

Educación, Discapacidad, Psicología, Orientación, Curiosidades y mucho más

Narrativa Clásica XIX & XX

Libros sin gancho pero con letras

Convoy euforia

Otro blog de Luis Bugarini

Je pleure sans raison que je pourrais vous dire

« Je pleure sans raison que je pourrais vous dire, c'est comme une peine qui me traverse, il faut bien que quelqu'un pleure, c'est comme si c'était moi. » M. D.

Dialogando con Euterpe

Libros que inspiraron películas, films que se convirtieron en novelas, música acompañando la trama y composiciones inolvidables que la protagonizaron

Revista Cuestiones de Género

de la igualdad y la diferencia

Ettore Massarese

un navigatore cortese

almerighi

amArgine come sempre

Lire dit-elle

L'oreille du taureau à la fenêtre De la maison sauvage où le soleil blessé Un soleil intérieur de terre Tentures du réveil les parois de la chambre Ont vaincu le sommeil Paul Eluard

Crónicas de ave

Ser, en el mundo que habitamos.

Las princesas también friegan

Análisis y crítica cultural desde los feminismos y mucho más...

Garabatos y Ringorrangos

Blog de Germán Machado Lens

Blue Funky Music

Grupo Musical Jazz / Funk. Hablamos de todo lo que nos inspira la música

A %d blogueros les gusta esto: